7/8/19

Y en Julio hemos jugado a....


Bueno, pues tocara resumir las partidas de Julio, aviso ya por delante que no pondré fotos de todos... Julio ha sido un mes muy prolífico, teniendo las CLSBK, un par de eventos familiares y mi mujer recuperando las ganas de jugar hace que suban los números.

Así que, antes de empezar, un grandísimo agradecimiento por las CLSBK, como han cambiado las cosas desde las primeras en 2007, y lo que se siguen disfrutando en 2019.
Al lio... (los voy a poner en orden de partidas jugadas en el mes, por si alguien se piensa cualquier cosa de rankings y demás)

.- Sagrada: no puedo decir otra cosa que es muy buen juego familiar, muy vistoso y bastante sencillo de reglas. Me gusta un pelín más que el Azul, pero si que este último es mejor familiar en la sencillez de las reglas.

.- Just One: es un party game y jugamos tres horas y media, largo? pues no, pero eso indica las risas y lo bien que nos lo pasamos. Es un juego que se explica en una patada y, como el grupo este por la labor (como todos los parties) las risas van in crescendo. Se trata de adivinar palabras a través de las pistas que te han puesto los demás, así, resumidamente.

.- Tramways Engineer Workbook: esta es la versión en solitario del Tramways, juego que me gusta mucho aunque hace ya demasiado que no lo juego, así que poco más voy a decir de este. Uno de sus mejores puntos a favor es la portabilidad, ya que se trata de un libro con sus rotuladores para hacer los puzzles que te piden en cada paso, ideal para jugar en el tren

.- Cerberus: a mi es un filler que me gusta mucho, si no se notó en la reseña que le hice, pero que cuesta a la gente entender de que va y disfrutarlo como se merece. El juego es semicooperativo, ya que es imposible que ganen todos (aunque corran todos juntos de Cerbero), pero si es cierto que puede perder la tensión de ser el primero al que le alcance Cerbero, ya que empezara a jugar con él. La gracia está en que, con tus acciones, puedes mover a los demás y evitar ese rezagado que se ve que va a por Cerbero, dando más momentos de risas en la partida.

.- Dice Fishing: un filler de tirar dados del Essen pasado, tengo que decir que no me lo compre en su día por el precio que tenía. Mas tarde me lo enseñaron y seguí sin comprármelo por el precio que tenía, pero... en unas buenas rebajas...
Es un juego de tirar dados y tirar dados, ya está. Si tienes suerte vas a ganar de sobra, pero las apuestas en cada ronda son muy divertidas

.- Carreau: aparte del encanto que tiene el juego al estar hecho en madera está el detalle de ser super entretenido. El juego se trata de lanzar dados a un tablero con una catapulta, para puntuar quedando más cerca de una bola, pero de una bola de esas de goma que botan como locas!!! Hace falta decir más al respecto?

.- Perfect Hotel: este juego casi lo vendo después de una primera partida, pero ha resultado ser uno de los juegos familiares que más estoy sacando a mesa, resultando cada vez más entretenido y con más cosillas a ver. Aquí la cosa va de hacerse las plantas de un Hotel con diferentes tipos de habitaciones, pero con un toque muy guapo de hacer habitaciones o soltar cartas. Eso si, los componentes dejan un poco que desear, al menos en mi edición, que es la japonesa

.- Pit Crew: y aquí va otro party/ filler genial, que además deja jugar hasta 9 jugadores, jugando todos a la vez pero sin estorbarse en el medio de la mesa. Ponte en el papel de un mecánico, intenta arreglar tu coche antes que los demás y que salga el primero de boxes... eso si, comprobar las cagadas tras haberlo hecho todo mola pila

.- Princess Bride: a battle of wits: si, un juego de la princesa prometida, más en concreto el del duelo de inteligencia. Tienes tus cartas, que son veneno o vino, y las vas metiendo en las copas, ya sea dentro o como apuesta para ver cual te bebes. Al final de todo, si tu copa tiene más vino que veneno bien, sino te mueres. Me resulto entretenido, pero no para abusar demasiado de él.

.- Big Shot: ya empiezan a aparecer pesos más pesados, mucho mas no puedo decir de este juego de lo que ya dije en la reseña. Juego que me encanta y que está en mis tops de subastas.

.- Card City XL: me gustan los city building, me encanta el Small City y me gusta la mecánica de "yo hago el lote y tú eliges", que puede fallar?
Me gusta el juego, y también la parte de puzzle de cómo hacer crecer las cosas (respeta bastante de lo que tiene en el Small City, pero algo simplificado para este). Si que es verdad que a 4 jugadores se puede hacer un poco largo, lo dejaría para 3.

.- Caylus: a 3 jugadores, máximo de jugadores por mucho que diga la caja. Y es que no pasa el tiempo por este grandísimo. No mucha regla, mucha maldad y una delicia en la mesa. Si sirve de algo es de esos juegos que paso las 3 cifras en número de partidas y lo sigo proponiendo para jugar.

.- Democracy Under Siege: no sé si tengo hecha la reseña, siendo sincero no lo recuerdo ahora mismo, y si no la tengo hecha la tengo que hacer. Es una maravilla de juego, es la primera vez que lo he jugado este año, pero el año pasado le di bastante.
Una vez que se traspasa la complejidad de la redacción de las reglas, estas no son complicadas, pero ofrecen muchas decisiones, con un buen trasfondo histórico. Nazismo, Comunismo y Democracia luchando por ver quien se impone antes de la Segunda Guerra Mundial. Además el juego se puede jugar en una sesión aunque te vayas a los 8 turnos.

.- For Ex: segunda partida a este juego raruno, pero raruno del todo. Cuesta ver que tienes que hacer para que tus finanzas vayan bien, pero si que ya le empiezo a ver cosas. Si que ha quedado claro que mi fuerte no es hacer contratos a futuro, moneda con la que hacia un contrato, moneda que se devaluaba, al menos sé que mi futuro profesional no va por aquí.
El juego me sigue gustando como fluye y lo bien que me lo paso jugando, además que, ni las reglas son complicadas, ni la partida es larga.

.- Goa: vuelta a los clásicos, y de los primeros juegos a los que le metí mucha caña. El juego me sigue pareciendo muy bueno, pero tiene un "pequeño" fallo, y es que, a pesar de ser una de las mejores subastas que hay por ahí, no perdona a los jugadores noveles. La subasta es casi todo el juego, un jugador que controle la subasta, va a controlar la partida casi al 100%, y no hay una forma de dar sugerencias de cómo hacerlo, porque los valores pueden variar según la partida, y eso hay que saber analizarlo

.- Gunkimono: me atrevo a decir que es de lo que más me gusta del ultimo Essen, es un juego que podríamos decir que es abstracto (si que hice reseña ya de este) pero que tiene mucha maldad. Tenemos que ir colocando losetas con dos colores en el tablero para puntuar, ya sean puntos de victoria u honor, y hacer grupos grandes de puntuar, pero también podemos cortar las puntuaciones de los demás, y hacer alguna carrera por unos puntitos ocultos que le dan mucha vidilla al juego.

.- Hansa Teutonica: otro clásico, el hijo del mueve cubos sin alma. Juego que no creo que me niegue a jugar siempre que me lo ofrezcan. También de reglas muy sencillas, pero sucediendo muchas cosas en el tablero.
Y, como esta partida demostró, con situaciones muy raras que pueden hacer una partida super rápida, pero igual de tensa.

.- Ibyron: el que no me haya oído hablar de este juego es que... de los mejores descubrimientos que he hecho, ya que cuesta encontrarlo por ahí. Pero con unas reglas más sencillas de lo que aparentan tiene una dureza considerable.
El juego no deja de ser una carrera para ser el primero en alcanzar una de las condiciones de victoria (solo hay dos), pero la forma en que se gestionan los trabajadores (el agobio de la misma) y cómo funcionan las dos fases entremezcladas hacen que adore a este juego.

.- Indonesia: y con mapa de lona, y con los componentes mejorados, que más se puede pedir si encima fue con un grupo de los buenos. No puedo decir mucho ya de este juego, me parece de lo mejor que hay a nivel económico. Solo diré que hay que tener cuidado cuando compras una franquicia marítima, yo invertí en una en esta partida y me sablaron a royalties mientras nadie la utilizaba

.- An Infamous Traffic: a que no podía faltar. Insisto con lo mismo, con lo fluida que es la partida, la interacción que tiene y ese te ayudo ahora para putearte después el juego es de lo mejor que ha parido madre. Me encanta este tío (y no, no por el Root)

.- Legacy, testament of Duke de Crecy: nueva partida familiar, y con derrota. Nos acercamos a las 100 partidas a este juego y me lo sigo pasando genial cuando lo juego. Te vas haciendo tu familia, los vas casando con gentuza y a aprovechar lo que te ofrecen. Si quisiese darle algo negativo es que, a nivel temático, en las últimas rondas te olvidas un poco de tu familia y vas a ver el tema de puntos, salvo que consigas olvidar tu mente eurogamer y seguir a lo que vas yendo toda la partida.

.- Mini Rails: al que le acabo de hacer una reseña. Filler de trenes con acciones y unas mecánicas muy originales, esas decisiones de en que invertir o en que construir en un juego de media hora hacen que sea genial

.- Race to the new found land: uno de los euros del año pasado que creo que han pasado sin pena ni gloria. Pues me ha gustado, me parece un euro con bastante tensión, aunque no la aprecies en primera partida. El correr en los puntos para ser el que pueda elegir primero sus objetivos, el controlar las mayorías en determinados sitios, pero que, como te descuides no los vas a puntuar, la forma de decidir que acciones vas a hacer, pero no las haces hasta después... muy buen juego

.- Railroad Ink: podría decir que es de los Roll & Write que más me gustan, no solo estas tirando dados, sino que te estas rucando para hacer unas rutas que tengan sentido y que te den muchos puntos. En mi caso tengo la edición roja, que me gusta más el caos que genera, pero casi no la he jugado.

.- Trade on the Tigris: no lo había comprado porque me parece un juego caro, pero se me puso a tiro a un precio decente y...pues mucho mejor de lo esperado.
Es la fase de negociación del Civilization hecha juego. Produces, intercambias y tira millas, pero con alguna cosita mas que ya desarrollaremos en alguna reseña

.- Tremble Humans: quizás me esperaba menos de él, así que me ha parecido muy divertido (con alguna regla aplicada así así). La premisa me encanta, y la mecánica también. Somos razas alienígenas que venimos a la tierra a cazar humanos, así que vamos a determinadas ciudades a por ellos, pero claro, si no vamos solos hay que pegarse con los otros que vayan a esa ciudad.
Muy divertido

.- Ur 1830 bc: para terminar con esto esta joya (también con reseña). El homenaje de Splotter a los 18xx, dos de las cosas que más me gustan.
El juego se juega rápido, tiene mucha maldad, muchísima!!! Lo único que no disfrute de esta partida fue el pobre novato que las vio venir, no solo novato en los 18xx, sino que encima no son su tipo de juego. Por lo demás, cada partida es una maravilla


26/7/19

Mini Rails.... invierte y construye


Hoy vamos con uno de esos juegos de una editorial que me gusta mucho, aunque Moaidai Ideas ya no es tan desconocida, sigue teniendo ese toque curioso en muchos de sus juegos.

En este caso de trata de Mini Rails, un juego pequeñito sobre trenes que se juega en unos 45 minutos, y, por hacer un poco de ficha, de 3 a 5 jugadores, diciendo que mejor a 4 o a 5, que así hay más interacción.



Y por no extenderme mucho diré que los materiales están muy bien, pero esto ya es habitual en esta editorial. Bolsa para coger las fichas al azar, buenas losetas, buen inserto...

Así que vamos con lo que nos interesa. Por ser original con otros muchos juegos de trenes, aquí nos vamos a meter en el papel de inversores ferroviarios, un tema del todo original, y, para ello, vamos a ir desarrollando las vías de diferentes compañías e invirtiendo en las mismas.
La mecánica es super sencilla y se explica en una patada y menos, ya que la cosa es tan simple como que en cada turno de las seis rondas que tiene la partida vas a invertir en una compañía y vas a construir en una compañía, ya está... al final el que más pasta haya conseguido es el que gana.

Bueno, aunque eso de ya está... este es uno de esos juegos que, a pesar de su sencillez tiene más profundidad de la que aparenta, y es algo habitual en estos (y ahora estoy pensando en el Tulip Bubble, de mis juegos de subastas favoritos).
Vamos a intentar ver cómo se desarrolla el juego, con las sensaciones que tienes en cada momento.

Así que, para esto, tengo que decir lo que se hace al principio del turno. Al principio de la partida el orden de juego será A, B, C, D, D, C, B, A (para 4 jugadores), pero esto no será así el resto de las rondas.

Decíamos que en tu turno vas a construir en una compañía y a invertir en una compañía... pero no en la que tú quieras. Al principio del turno van a salir tantos discos de compañías como jugadores x 2 +1, para los de la ESO, a 4 jugadores 9 discos. Y esos discos van a indicar en que compañías puedes trabajar, así que ya no puedes elegir lo que tú quieras, sino lo que más te interese (para bien o para mal) de las que hay disponibles. Además, tu elección va a determinar el orden de turno para la siguiente ronda.
Un poco más al detalle...soy el primer jugador y tengo los 9 discos disponibles... que hago, invierto en una compañía al principio y así voy primero el siguiente turno, o invierto en otra que este mas atrás, que me interesa más, pero que hará que vaya más atrás en el turno (tengo que decir que cada jugador tiene dos peones de turno, así que no vas a hacer las dos acciones a la vez, sino cada vez que llegue uno de tus peones).

Bien, dicho esto... si construyo coloco el disco en el tablero adyacente a otro de esa compañía, haciendo que suba o que baje de precio...hago que suba una en la que yo ya he invertido? Hago que baje en la que han invertido los demás? Hago que baje esa compañía que me interesa y así le cierro las opciones de disminuir el precio para cuando invierta?
Y si invierto? Invierto en esta que ya ha pagado impuestos, invierto en esta que tiene mucho recorrido pero que no ha pagado impuestos? o invierto en esta que no me interesa para nada, pero hago que esta otra pague impuestos....
Dicho esto, creo que hay que explicar dos cosas, que son las que realmente le dan la chicha a este juego. Primero el precio de las acciones, como cuando compras una acción lo único que haces es coger el disco y ponerlo en tu tablero, ese disco va a valor 0, es decir, cuando compras esa acción te va a rentar 0, que es lo que se supone que tú has pagado por ella, haciendo posible que acciones en tableros diferentes, o en el mismo tablero, de la misma compañía tengan valores diferentes (a que ya se entiende eso de construir en una compañía en un lugar negativo para invertir después en ella?), y cada acción tendrá su propia vida de valor.
Y segundo, los impuestos. Se entiende que cada una de las compañías tiene que cumplir con sus obligaciones con el fisco. Como se hace esto en el juego? Pues, como decíamos que hay 1 disco de más en cada ronda, ese disco va a ser el que indique que una compañía ha cumplido o no, con importantes consecuencias al final de la partida... así que, ya no es tanta tontería coger ese disco que no quieres para nada, pero hace que esa empresa de la que tienes dos acciones pague impuestos verdad?

Porque hacemos todo eso durante seis rondas, al final de las cuales se va a mirar quien tiene más pasta... con estas dos salvedades... si la empresa ha cumplido con el fisco sus acciones no pueden valer negativo, pero si no ha cumplido estas no pueden valer positivo. Así de simple es esto.

Es uno de esos juegos que tiene una apariencia de filler, se juega como un filler y dura lo que un filler, pero tiene más complejidad que un simple filler. Se juega ágil, te echas unas risas viendo como la empresa del rival, esa de la que tiene acciones que valen 10 (tope en el tablero) se van a pique porque has conseguido que esa empresa no pague impuestos.
Tienes esa sensación de que hago, invierto primero y construyo después? Porque mi orden de turno es ser 3 y 7 o lo hago a la inversa. O, por el contrario, me centro en intentar que uno de mis peones vaya de los primeros en el siguiente turno porque necesito un disco bastante importante.
Mucha interacción, ya que las empresas no son de nadie y vas a estar construyendo e invirtiendo según el resto de jugadores, pensando en bajar la empresa en la que más ha invertido o ayudarte del trabajo de otros para que tus acciones valgan más.
Eso si, tampoco os esperéis aquí un juego super duro, es un juego ágil para jugar en media hora, pero que en esa media hora te ofrece una dureza, diversión y complejidad que lo hacen más que recomendable, además con una sencillez de reglas que ya lo quisiesen muchos otros.



Si hace falta que le dé un sello, le doy uno de 25 pesetas de Juan Carlos I en morado que esta super mono.


11/7/19

El resumen de Junio


Recién llegado de las jornadas lúdicas de labsk, no puedo reafirmar mi idea que lo que realmente importa en esta afición es el aspecto social. Cada vez lo tengo más en cuenta, por mucho que se nos llene la boca diciendo que es una afición muy social, muchas veces lo dejamos de lado y solo lo usamos para que quede bonito y defender nuestra afición.
Pero si, cada vez es algo más importante, al menos para mí. Aunque eso no quite, y puede que llegue a ser contradictorio, que haya juegos de los que sales corriendo, bueno, puede ser, pero también es cierto que con el grupo adecuado me juego lo que haga falta, sé que me lo voy a pasar bien, pero si es encima un juego de los que me gustan... mejor que mejor no?

Así que vamos al lio y vamos a poner los juegos que hemos jugado en junio, creo que esta vez va a ser fácil, ya que junio no ha sido un mes muy prolífico, hay poquitos juegos, pero si de mucha calidad.

.- 7 Wonders, un par de partidas para enseñárselo a un chaval y aprovechar que éramos muchos y faltaba gente por llegar. No es un juego que considere malo, es un juego que en su día me llego a cansar, pero que no me importa jugar de vez en cuando.
Tenemos un draft de cartas y un poco de gestión, aunque lo que realmente nos importa son solo los dos que tenemos a nuestro lado. Si que considero que la expansión de Lideres le aporta mucho a este juego, ayudándote a ir más a algo en concreto.

.- Arkwright: de este juego si que puedo decir poco, vamos, poco que no haya dicho ya.
Me parece una maravilla de juego económico que fluye de maravilla, con un tema, por mucho que se diga, que le va como anillo al dedo y que va fluyendo durante la partida. Todo muy bien hilado, unas cosas relacionadas con otras y mucha tensión durante la partida (aunque en este caso la puntuación no pareció demostrarlo).
Si hay que decir que el reglamento es bastante malo, así que mejor si te lo explica alguien que lo controle bien, así la partida ira mucho mejor.

.- Diamonds Club: tras muchos años sin salir de la estantería volvió a salir a mesa, confirmando el por que no me he deshecho de él.
Es un juego viejuno, de reglas no muy difíciles, pero que tiene una fase de mercado de lo más entretenido que he visto en muchos juegos (igual lo podríamos llamar selección de acciones), ya que conseguir algo en ese mercado te cuesta una de tus diez monedas, pero si algún otro jugador (o tú mismo) ha colocado ya en alguno de los espacios adyacentes, te incrementa el precio.
Sobre el tema, si eso ya tal... no es que tenga mucho, así que podemos decir que es la fase de acciones, conseguir recursos y construir cosas. Sencillo y muy entretenido.

.- Dilluvia Project: otro juego que también hacía tiempo que no salía, y que no sé por que. Bueno si, porque tenemos muchos juegos en las estanterías y queremos que salgan todos.
Juego de escuela portuguesa, pero que no se parece al resto de portugames. Colocación de trabajadores con unos discos para ir construyendo en un tablero, dicho así parece uno más, pero tiene algo que lo hace super divertido, al margen de esa primera fase en la que nos vamos al mercado con nuestro zepelín a conseguir losetas que nos ayuden (fase que me encanta).
Como siempre digo ahora... si en Underwater cities nos vamos a llevar a la gente debajo del mar, en este nos la llevamos a las alturas, a construir ciudades en las alturas para alojar a la gente.

.- For Ex: voy a empezar diciendo que es uno de los juegos más opacos a los que me he
enfrentado (adelanto que, según escribo esto, ya he jugado una segunda partida).
El tema es tan "simple" como decir que se trata de intercambio de divisas, ya está, eso es. Te vas a dedicar a intercambiar divisas, invirtiendo en ellas, haciendo contratos a futuro, fortaleciendo unas, debilitando otras para que, al final de la partida, gane el que tenga más moneda de la divisa más fuerte de todas (si, se convierten todas a esa).
Me cuesta ver como fluye lo que quiero hacer en la partida y que me rente, pero el juego me sigue llamando y me paso muy buenos momentos jugándolo.

.- Hands in the sea: y seguimos dándole a esta maravilla de la I guerra púnica, cuando acaban de anunciar que sale en castellano.

Seguimos dándole y primera victoria de Roma, por fin! El juego ofrece mucho y se puede jugar en dos horas cuando los dos jugadores saben jugar, aunque si hay mucho control de uno sobre otro se te puede alargar más, pero eso no es malo, se disfruta de la misma manera.
Viendo como el romano se va haciendo más fuerte militarmente, como el cartaginés se olvida del mar (en esta partida al menos) y se lanza a la conquista y a intentar hacer frente a las legiones romanas...
Si, puedo decir que es un juego recomendable, pero creo que me quedo corto

.- An infamous traffic: creo que es el juego con el que más estoy dando el coñazo
últimamente, pero es super adictivo. Reglas sencillas una vez que te las explican y ves como fluye, rapidez de partida, que se puede jugar en poco más de una hora, y mucha maldad, sobre todo mucha maldad.
Si que es cierto que no es un juego para todo el mundo, pero eso no quiere decir que sea malo. Todos aquellos que quieran controlarlo todo al 100% que salgan corriendo a la de ya, los que quieran pasarse un rato genial haciendo tratos con un compañero al que vas a apuñalar en la siguiente acción que vayan cogiendo sitio.
Tengo que decir que en esta partida hemos conseguido que haya un jugador más al que le ha parecido bueno, le ha costado acabar de verlo, pero lo hemos conseguido.

.- Noxford: y aquí uno de mis favoritos en formato pequeño, a pesar de haber conseguido una puntuación de 0, si de cero, ni un solo edificio controlado al final de la partida, nada
de nada, es un juego que me parece una maravilla. Formato pequeño, sencillez de reglas, partida rápida y más maldad de la que pueda aparentar de mano.
Que, aunque sea un juego de control de áreas (de cartas en este caso) hay muchas opciones de hacer el mal.

.- The perfect moment: ya solo ver el formato del juego te hace que te guste el juego, es de esos que vienen en una carterita de plástico, que te lo puedes llevar a cualquier sitio
y que no ocupa nada.
El tema esta curioso, ya que se trata de viajar al pasado para arreglar cosas que no han salido como deberían y vas a volver con los objetos que realmente necesitas para que el momento sea perfecto. Y con esta premisa te lo juegas en menos de media hora.
Me atrevería a decir que tiene más enjundia de la que realmente le vemos, llevo unas 5 o 6 partidas, pero creo que aún tiene más, el juego me gusta, lo digo por si acaso. La cuestión es que vamos un poco en piloto automático.

.- Statecraft: y después de dos años cogiendo polvo lo he conseguido estrenar. Me encantaba la premisa de este juego (bueno, y me sigue gustando): tú tienes a tu político y vas a ir contratando más políticos y apoyando y rechazando políticas para ajustar el manifesto de tu partido lo justo y necesario para atraer a gente a tu partido.
Todo esto está muy bien, además que los nombres de la gente está puesta con gracia, pero, si, hay un pero, creo que el juego sufre de efecto Munchkin, al menos en alguno de sus escenarios. Digo en alguno de sus escenarios porque no todos se van a jugar igual, y no en todos el objetivo es el mismo, pero en la mitad de ellos se trata de atraer a toda la gente
con el efecto de ir a por el que va a ganar ya y alargando la partida de forma innecesaria


13/6/19

Un resumen ludico de Mayo


Bueno, creo que toca hacer un resumen lúdico de lo que hemos jugado en mayo, pero, como ha sido un mes prolífico en diferentes juegos, no vamos a entrar a hablar de todos. Así que hablaremos de los que considero que merezcan ser mencionados.

Antes de empezar a nombrar juegos y decir cosas, si que me gustaría recalcar una vez más la importancia de la gente con la que jugamos. Hay que tener en cuenta que, en la mayoría de las veces, lo que importa no es el juego, sino la gente con la que juegas. Se nos llena la boca muchas veces hablando de lo social que es esta afición, pero luego nos olvidamos de disfrutar con la gente. Con el grupo adecuado, todo juego es buen juego.

Así que vamos al lio. Vamos a empezar con un par de toques familiares, este mes ha habido sesión familiar, así que tenemos que hablar de...

.- Snow Time, del que ya he hecho reseña hace tiempo. Y aquí nos vamos a pegar por conseguir las bolas del árbol de navidad y ser el más guay, el tema puede que esté un poco traído con pinzas, o mucho, pero la sencillez de reglas y el jugar simultáneamente lo hacen una delicia. A nivel familiar me está funcionando muy bien, tengo que reconocer que no lo he sacado fuera de ese ámbito, y la gente ya se empieza a pegar por donde colocarse sin jugar al azar, a ver dónde se van a poner los demás, donde puedo rascar un punto y de donde no me van a echar.
Creo que me va a dar muchos buenos momentos, aparte de los que ya me ha dado.

.- Atlantic Star, un grandísimo clásico. Todo aquel que haya jugado a este juego
reconocerá la palabra Limpia!!!! Voy a empezar poniéndole un defecto, y es la caja. El juego viene en una caja de Queen games, si, de las de tamaño medio, pero no deja de ser un cajote para todo lo que trae (un gran mazo de cartas y unos tableros). 
Por hablar un poco del juego, se trata de hacer cruceros, cogiendo cartas de barco de un tablero central para intentar meterlos en su sitio correcto, porque sino no puntúan. En este caso costo un poco que se entendiese que, una vez que acabas tu crucero, como mucho puedes tener dos cartas en la mano, es decir, si hago el crucero por el mediterráneo, de 4 cartas, cuando lo ponga en mesa puedo tener en la mano 6 cartas como mucho, las 4 del crucero y 2 extras. Que quiere decir esto, que si tengo 6 cartas y cojo una séptima ya no puedo hacer ese crucero y tengo que ir a por el siguiente... con lo que ello conlleva.
La parte de los prestamos también costo, ya que hay muy poco dinero para comprar todos los barcos que necesitas, y esto se arregla pidiendo prestamos sobre los cruceros que ya has hecho... y ahí hay mucho juego

Para dejar de lado la parte familiar, mencionar el Azul y el Gran Austria Hotel

Así que vamos con alguno del resto de los que hemos jugado

.- Sands of Time, grandísimo juego, también con reseña en el blog. Partida a 3 jugadores en la que hubo poco conflicto como tal, pero si mucho provocar descontento en los territorios de los demás, esta parte me gusta mucho.
La parte de la puntuación es una delicia, ya que hay unas cartas para puntuar que te valen para todas las categorías, pero tienes que decidir con una de tus acciones en que vas a puntuar, haciendo que arriesgues o que calcules mal y no puntúes el máximo que podrías sacar. También el desarrollo de los turnos me gusta mucho, el jugar dos acciones, que no se pueda repetir salvo descontento y la pequeña incertidumbre entre cuanto va a durar una dinastía.

.- Hands in the sea, solo podemos decir que buenísimo! La primera guerra púnica, en este caso gano Cartago a los puntos, con una estrategia de ir arañando puntito a puntito más
que Roma mientras le restábamos puntos con el pillaje. Estrategia un poco conservadora intentando exprimir al máximo esta estrategia

.- An infamous traffic, del que todavía no he hecho reseña, pero le va tocando en breve. Comprobando que a tres jugadores es una delicia también. Aunque la partida fue
con novatos y fue controlada casi desde el principio para ganar a los puntos. Si es verdad que alguno de los jugadores podían haberle dado un vuelvo a la partida, pero no me gusta explicar estrategias y alguno de esos movimientos que ves cuando ya llevas varias partidas las explicas a posteriori para que las conozcan, las vean, pero no les influya en la partida.
Casi me da un vuelco al corazón cuando casi me cierran el mercado chino, y mis premios londinenses casi no valen

.- The Estates, de los mejores juegos de subastas. Este tiene su reseña en audio, la primera del experimento antes de empezar con el podcast. Cada partida que juego ha sido diferente de la anterior, y en este caso ha sido la primera vez que una de las calles se acorto en lugar
de alargarse, eso fue lo que concedió la victoria, dejando la calle del alcalde sin terminar y otorgando muchos puntos negativos a los pobres incautos que habían invertido en ese suelo, si es que si no tienes un buen inversor...
Poco más puedo decir de este, salvo que es una maravilla jugarlo, pero procura que sea con gente que se involucre en la partida, jugar a este juego con alguien que se ponga a calcular y este calladito y esas cosas va a hacer que no lo disfrutes como se debe.

.- Bohnanza, otro clásicazo de negociación. Planto mis judías, te vendo mis judías, quiero tus judías...buen juego con gente novata que en seguida se van a meter en la partida. En
este caso partida a 7, creo que el juego brilla a 4, quizás a 5 jugadores, pero no desmerece a 7, cuantos más mejor para negociar. Una de las cosas que más claro hay que dejar en este juego es que las cartas de la mano no se pueden cambiar de orden, y lo primero que haces en tu turno es plantar 1 o 2 de esas cartas, que como lo solucionas? pues negociando con ellas y largándolas de tu mano. Y por que te afecta tanto el orden? Porque solo tienes dos campos, y en cada campo solo puede haber un tipo de judías, si llega otra hay que cosechar, y puede que el número de judías en ese momento no sea muy propicio para tus intereses.

.- 18Liliput, creo que este juego se puede resumir en... aire de 18xx, pero no es un 18xx. Es muy bueno para iniciar a gente, se juega en menos de dos horas y ves el espíritu de los
18xx, aunque faltan cosas, por ejemplo el mercado no se mueve mucho, no hay movimiento de compañías, los trenes corren todos a la vez...
Es un 18xx llevado al terreno euro que me encanta jugar. Lo utilizo para disfrutar la partida y, si se tercia, para introducir a más gente en el maravilloso mundo de los 18xx

.- Carreau, este tengo que mencionarlo, es un juego de Cubiko games, los juegos estos que
se hacen en madera, misma editorial que el QE. Es un juego super divertido, con una puntuación al estilo petanca, es decir, puntúan los dados del jugador que este más cerca de la pelota, mientras no haya otros dados por el medio. Si, he dicho pelota! el juego viene con una pelota de goma, de esas que botan como locas y que, incluso, te llevas 3 puntos si la echas del tablero (tarea harto imposible, por otro lado). Y... como lanzas los dados al tablero? con una CATAPULTA, creo que con eso ya está todo dicho no?

.- Fantasy Realms, venga otro para finalizar. Por fin probé este juego y... si, el juego no está mal, pero no me ha convencido. La mecánica es muy sencilla, pero también la tienen de este tipo otros juegos que me entretienen más. Robo carta del mazo o del descarte y
suelto carta, ya está. Y con eso intento formar un combo de cartas muy brutas en la mano.
Al final esta lo de la puntuación, que, seamos sinceros, no molestas tanto como se dice, aunque casi tardes tanto en la puntuación que en la partida.
A mí me ha dejado frio, además que requiere si o si conocer todas las cartas, aunque sean solo 54 necesitas conocerlas todas, sino te puede salir una pifia gordísima (pongamos que puedes copiar otra carta, y tienes otra carta que te da un chorrón de puntos si tienes no sé que carta, pues la copio... pues resulta que no puedes copiarla porque no es del tipo que puedes copiar, y encima el tipo de carta que es te resta no se cuánto por otra). Vamos, no me negaría a jugarlo, ya que es rápido, pero si que no es mi tipo de juego

Y menciones adicionales a otros, en los que no voy a entrar, como son Cryptid, Arquitectos del Reino del Oeste, Hollywood Golden Age (que no, que sigue sin engancharme), Los inseparables (de los pocos cooperativos que me gustan), The Perfect Moment (gran juego para 2), Fabrik Manager (para mi mejor que le Power Grid), Railroad Ink (mi roll & write favorito hasta ahora), Welcome to (que me sigue entreteniendo), Pincess of Machu Picchu (muy chulo)